¿Por qué ayudar a los demás te hace feliz?
07/01/2020
Emilia viejita
14/01/2020

Cómo mantener una rutina de entrenamiento con poco tiempo

Muchas veces ocurre que el trabajo, la familia y la rutina diaria, te dejan poco tiempo libre para ti. Al evaluar tus circunstancias, es probable que pienses que nunca será posible hacer ejercicio regularmente. ¡Pero el entrenamiento con poco tiempo existe!

A continuación, aprenderás algunos tips que te ayudarán a entrenar aunque tengas poco tiempo para hacer deporte.

 

Práctica HIIT

El HIIT es un entrenamiento por intervalos de alta intensidad, a través de ejercicios exigentes intercalados con periodos de descanso. Lo mejor de todo es que solo te quitaran de 15 a 30 minutos diarios. Es un método muy eficiente y permite obtener buenos resultados.

Esto lo respalda un estudio realizado en personas de 21 a 59 años. Este reveló que sesiones de 20 minutos de intervalos de alta intensidad consiguen quemar más grasa corporal que sesiones de 45 minutos bajo métodos tradicionales de entrenamiento.

 

Rutinas cortas de ejercicios

Un ejemplo de este este tipo de rutinas es realizar circuitos con 30 segundos de trabajo y 10 de descanso por cada tipo de ejercicio. Repitiendo el circuito por lo menos unas tres veces. Recuerda que debes ir controlando la intensidad de acuerdo a tu rendimiento, pero puedes aumentarla poco a poco para percibir los beneficios del deporte.

También puedes escoger los ejercicios en los cuales creas que debes trabajar más tu cuerpo. Por ejemplo, puedes añadir lagartijas, sentadillas, abdominales, planchas y desplantes a tus rutinas cortas. 

 

Usa menos el auto y el transporte público

Por otro lado, caminar, andar en bicicleta y subir las escaleras, también son formas de ejercitar tu cuerpo. Lo mejor de todo, es que puedes hacerlo mientras realizas tus actividades diarias, lo cual te permite aprovechar tu tiempo. Así podrás disfrutar los beneficios del deporte pese a tu apretada agenda.

 

Analiza tu tiempo

Puede que te sorprendas, pero no necesitas ir a un gimnasio ni dedicar largas horas de entrenamiento al día para hacer deporte. De hecho, basta con que consigas apartar 15 o 20 minutos al día para ejercitarte, e incluso puedes hacerlo perfectamente desde tu hogar. Te ayudará mucho repasar esta rutina por lo menos unas tres veces a la semana.

 

Dejar un poquito de tiempo diario para ejercitarte es el primer paso. Así que analiza tu horario, planifícate y oblígate a seguir el nuevo plan. Pon en práctica estos consejos y verás que, aunque tengas poco tiempo para hacer deporte, sí puedes hacerlo y tu cuerpo te lo agradecerá.

Comments are closed.